Salud

En todo el mundo, crece el número de cultivos que dependen de los abejorros para su polinización. El suministro de colonias de abejorros seguras, sanas y eficaces es esencial, tanto para el cliente como para el productor. Koppert se toma muy en serio su responsabilidad con respecto a la producción de abejorros.
Nuestras colonias de abejorros producidas para uso hortícola o agrícola deben cumplir controles internos y externos extremadamente rigurosos. Estas medidas se traducen en una polinización estable y efectiva para el agricultor.

Proceso intensamente controlado

La producción de abejorros es un proceso trazable, inspeccionado y muy controlado. Existen: 

  • procedimientos estándar bien aplicados y que cubren todos los procesos e inspecciones.
  • un programa para combatir enfermedades y plagas que cubre todos los requisitos de todas las autoridades competentes internacionales.
  • un sistema de control cíclico, efectivo y estandarizado (muestreo/detección).
  • un laboratorio de tecnología punta propio y bien equipado para realizar los ensayos y diagnósticos necesarios.
  • controles regulares, realizados por laboratorios externos autorizados e independientes.
  • auditorías realizadas según un esquema regular, muy estricto y dictado por las autoridades competentes.
  • certificados veterinarios que se entregan con cada envío y se vinculan a las colonias trazables e individuales.

Producción aislada

Como líder del mercado internacional en el campo de la polinización, Koppert dispone de centros de producción de abejorros de tecnología punta en Eslovaquia, Turquía, Estados Unidos y México. Nuestros equipos, que cuentan con la debida formación y experiencia, producen más de un millón de colonias al año. Las colonias de abejorros se producen en centros de producción cerrados y totalmente aislados del exterior. 

Producción controlada y trazable

Nuestros abejorros se producen conforme a la legislación local e internacional y están sujetos a un control estricto por parte de veterinarios locales y expertos externos independientes, autorizados por el gobierno. Durante el proceso de producción, no se usan antibióticos ni productos farmacéuticos. Todo el material entrante, tales como alimentos y material de cría, se controla durante todo el proceso y es de primera calidad. Nuestros centros de producción en Turquía, México y Eslovaquia producen conforme el certificado ISO 9001 para sistemas de gestión de calidad. Todos los productos se numeran y son localizables usando certificados y códigos de trazabilidad (TRACES).

Encuentre su distribuidor